Listado de cursos y entrenamientos empresariales disponibles

Ante el gran avance tecnológico que existe en pleno 2015, las empresas y negocios no pueden darse el lujo de quedarse en el pasado, haciendo su proceso de ventas como se hacía hace 20 años. Desaprovechar las bondades de las nuevas tecnologías y el Internet es un grave error, pues los clientes ya no van a los concesionarios a buscar información, sino que la buscan desde sus casas, a través de sus computadores y/o dispositivos móviles.

Para definir el concepto en palabras sencillas, diremos que el crowdfunding es un sistema de financiamiento para proyectos de negocios que se basa en la colaboración de varios financistas quienes donan sus recursos formando redes colectivas para poder darle vida a las mejores ideas de negocio.


Su mayor ventaja es que puedes obtener fondos para tu proyecto sin los altos costos e intereses que implica obtener un crédito por medio de entidades financieras tradicionales. Y su principal desventaja es que necesitas un buen plan de negocio para vender tu idea a las redes de donantes para que crean en ella y le concedan el respaldo.
El Internet y el impacto de las redes sociales ha permitido que las comunidades de donadores colectivos no solo crezcan sino que además sean más seguras ya que tienen mayor información respecto a los proyectos que desean apoyar.
Para que tengamos una idea de su crecimiento, solo en el 2012 los fondos levantados bajo el modelo crowdfunding superaron los 2.7 Billones de dólares incrementándose en un 81%.